Como la religión cristiana, que comenzó siendo “única” y ahora existen multitud de variantes según los seguidores de una modificación u otra (evangélicos, católicos, protestantes…) Apple ha llegado a un punto similar con la muerte del salvador.

Ahora tenemos dos religiones Apple, los fanáticos de Jobs y los nuevos seguidores.

– Los fanáticos de Jobs basan sus creencias en la biblia (la biografía de Steve Jobs), la cual no tardando mucho habrá variantes estilo “el nuevo testamento”.

– Los seguidores de la nueva Apple que tienen un nuevo líder, denominado Tim Cook y que, aunque siguen los viejos manifiestos, no cuestionaran las nuevas decisiones.

Como pasa cuando se crean grupos, la sociedad te obliga a optar por uno u otro bando, no hay vuelta atrás. Maniqueísmo en su segunda acepción, again or against.

Su primer desencuentro ha sucedido en la presentación del nuevo AppleTV y su nuevo diseño de interface, como podemos leer. Los que están a un lado indican que “Jobs nunca hubiera aceptado ese diseño, 5 años atrás (según el viejo testamento)”, mientras que los otros indican que es la evolución (confiando en el nuevo testamento, las nuevas escrituras).

No hay nadie con una visión critica antes, ni después. O estas a un lado o estas al otro, decídete. O eres discípulo de Jobs o le olvidas y adoras a la “nueva compañía” con su “nuevo iPad” y sus “nuevas ideas” que Jobs nunca hubiera aprobado.

Así que estamos ante el nacimiento, separación de una nueva religión. La creación de un nuevo estándar. Afortunados somos, cojamos palomitas, sentemonos frente a nuestro navegador (sea cual sea el navegador y el sistema operativo o el equipo que usemos) y disfrutemos de como se pelean.

Vía: Los comentarios de cualquier blog