Si todos los blogs están como “los del video”, si todos los fanboys parecen “gallinas” con tanta emoción y tanto hype, amigos, nosotros nos han dejado exactamente igual que antes.

Ayer se presentaron “muchas cosas”, pocas de ellas nuevas o novedosas (vamos, ninguna) y hacer un resumen donde os vamos a copiar lo que han dicho otros y/o lo que hay en la página web de Apple nos parece un insulto a vuestra inteligencia ya que, sabemos, que sois mas que capaces de ir a las fuentes (a las fuentes, no a los sitios de terceros que copian de los que copian y al final sacas de la fuente con todas las modificaciones gracias a la teoría del teléfono roto).

Así que todo el mundo desde ayer esta como gallinas en un gallinero dando vueltas a todo lo que presento Apple, ya sabéis equipos nuevos que son una evolución de los anteriores (con las novedades que ha metido Intel y que la competencia lleva usando unos meses), meter otro empujón de hype al MacPro que aun no esta disponible, “nuevos” iPads que vuelven a ser una evolución de los actuales sin nada nuevo (si a un coche le pones un motor más grande, sigue siendo el mismo coche, no es renovación, es evolución) y ampliar la gama de productos de tabletas, verdadero buque insignia de Apple ahora.

Y luego esta Mavericks, 10.9, que pasa a ser gratuito. Sí, gratuito, gratuito y lo voy a repetir otra vez, gratuito. ¿Por que digo gratuito? porque gratuitamente es lo único que, de forma gratuita, importa a la gente… sí, por si no te habías dado cuenta, Mavericks es gratis, descargando desde la AppStore y de paso, no sabemos muy bien porque, dando los datos de la persona que se lo descarga. Antes, por el método Barcenas, el método B podías tener tu sistema sin hablar con Apple por el simple hecho de que valía dinero y, ¿para que vas a pagar dinero para algo que sale gratis y “Apple no se entera”?. Pero ahora que es gratis, bueno, que mas da meter tu cuenta y de paso tu VISA (salvo que en la próxima presentación se vanagloriaran de los usuarios con capacidad de compra en su tienda… vaya).

Y tampoco es que Mavericks, como hemos dicho, incorpore cosas de abrir la boca, no es más que una evolución y actualización de muchas de las cosas que Apple tenia olvidadas (como por ejemplo el OpenGL). No ha “copiado” u “absorbido” cosas que otras empresas hallan inventado como novedad (chicos, los tags llevan años viviendo entre nosotros, y las notificaciones del navegador… también, que por cierto, el sistema solo escucha a Safari, no al resto de navegadores -otro nuevo caso para Internet Explorer y Europa-).

Pero tranquilos, como es una actualización, lo que importa a la gente es que es gratis, si gratis, ¿he dicho gratis?, pues es gratis. Y no es por repetir, es por insistir. Aunque parece ser que esto ha sido el pelotazo de Apple, todo gracias a que somos unos animales capitalistas.

Si queréis una marabunta, simplemente unid dos palabras, comida y gratis, asociado a un lugar (comida gratis) y veréis una marabunta de personas matandose (y no por necesidad, ya que los que realmente lo necesiten serán los que menos irán, por vergüenza).

Apple ha hecho lo mismo: ¿quieres una marabunta de blogeros y gente con hype cantando al unisono “Apple es guay”?. Da algo gratis, en este caso el sistema operativo, que como en breve tiene pinta que no va a ser tu punto de negocio puedes perder dinero con el, dedicar a dos programadores y el resto a iOS, el verdadero buque insignia de ventas.

Y que hablar de iWork, también gratis, ¿gratis?, si gratis, pero solo si compras un equipo nuevo y en la versión actual. Es decir, que es medio gratis y solo para la gente que compre el equipo, no para todos. Pero vamos, como ya han dicho la palabra “gratis” el resto de la frase o los peros no se oyen. Así que en breve los blogs estarán llenos de quejas que digan que “porque me vale dinero el iWork si Apple ha dicho que es gratis”.

Así que, ya sabéis, si queréis leer lo mismo os podéis ir al resto de blogs donde estarán haciendo un post para una de las cosas y repitiendo las fotos de la keynote o las de la página web de Apple o incluso, vanagloriandose de haber sido los primeros en tocar tal o cual aparato, como si por eso fueran dioses (cuando si fueran los únicos que los van a tocar en toda la vida si que algo de envidia podría dar sobre todo porque en unas semanas vamos a estar inundados de cacharros como esos…).

Vía: Apple y los demás blogs gallinaceos