Estos días, si no os habéis emocionado, si no habéis tenido un orgasmo al ver (o volver a ver) las palabras de Jobs os dirán que no sois “fieles amantes de la manzana”. Y es que, en todos los mentideros están rememorando el lanzamiento del iPhone como si hubiera cambiado la historia.

Gente que se emociona, gente que se le ponen los pelos de punta, gente que se masturba, gente que “carga los artículos (post) de historia”… esos son los resumenes que andamos viendo.

Pues os vamos a contar un secreto… si no hubiera sido Apple, hubieran sido otros. Así que no os creáis tan especiales, ni os toquéis tanto, ni os emocionéis tanto, ni tengáis un orgasmo ya que tampoco es para tanto.

Si tienen que crear artículos en sitios de tecnología que levantan “emociones” es porque ya, en esos sitios, a quienes defienden y representan, poca tecnología pueden mostraros y solo pueden ir a lo más bajo, a los sentimientos. Y atacar a lo bajo es lo más rastrero que se puede hacer.

Y no, no todos los usuarios de Apple se nos puso los pelos de punta al ver la presentación del iPhone, no. Recordadlo, vosotros (los que os la puso dura) no sois ni representáis a todos.